Isla de la Conquista

Justo al lado del inmenso Glaciar Corona de Hielo, repleta de cadáveres congelados y cubierta de hielo que se resquebraja bajo las ruedas de las máquinas de asedio invasoras, se encuentra una isla rica en petróleo. Es estratégicamente perfecta: un viaje rápido en barco hasta el mayor punto de conflicto de Rasganorte.

La élite de los ejércitos de la Horda y la Alianza (la Guardia de Kor'kron y la Séptima Legión) ha llegado en bloque a la isla y ha echado raíces. Herreros y maquinistas han empezado su trabajo, convirtiendo los recursos naturales de esta masa de tierra sin nombre en humo y acero. Castillos de alta seguridad, de las que solo se puede salir mediante portales de mago, permiten a los generales de cada facción enviar órdenes a sus ejércitos sin abandonar la seguridad de sus fortalezas.

Las máquinas de guerra están en marcha. Solo queda que dos fuerzas fuertemente armadas se pongan de acuerdo en las líneas territoriales.


¡Me bebo tu batido!

  • Guerra
  • Corona de Hielo, Rasganorte
  • 75
  • 40
  • Reducid la puntuación de refuerzos del equipo enemigo a 0.

Resumen de juego

La Isla de la Conquista es un entorno de guerra total, un conflicto absoluto en el que cada bando intenta reducir la puntuación de refuerzos de los rivales a 0 (capturando objetivos) o entrar en el castillo enemigo y matar a su general para conseguir una victoria inmediata.

El dominio en la Isla de la Conquista gira sobre el control de cinco estructuras que permiten a vuestra facción cobrar ventaja en la puntuación de refuerzos y poner en liza más vehículos (y más poderosos) contra vuestros enemigos.

Cómo ganar

Un campo de batalla de la Isla de la Conquista termina de una de estas dos formas:

Victoria por refuerzos – Reducid la puntuación de refuerzos del equipo enemigo a 0 mediante una combinación de capturar estructuras y matar a jugadores enemigos.

Matar al general enemigo – Si matáis al general del equipo enemigo, su puntuación de refuerzos quedará reducida a 0.

Elementos de juego únicos

Fortalezas

Empezáis el campo de batalla dentro de la fortaleza (sellada) de vuestra facción, y podéis usar portales para llegar al campo de batalla, donde podréis atacar a vuestros enemigos y capturar objetivos.

Las dos fortalezas están situadas en puntos opuestos: la de la Horda en el norte, la de la Alianza en el sur. Atravesad las puertas de la fortaleza de vuestros enemigos destruyéndolas (con tanques, bombas o cañones) para lograr acceder al general (un poderoso jefe de nivel de banda) que emerge para enfrentarse a los intrusos en el patio de la fortaleza. Acabar con el general dará como resultado una victoria automática para vuestro bando.

Las fortalezas pueden defenderse de ataques externos usando las torretas situadas en torres sobre sus murallas para atacar a los jugadores y vehículos enemigos. Para manejar una torreta desocupada, solo hay que hacer clic derecho sobre ella y apuntar a los enemigos con las habilidades que aparecen en el menú del vehículo.

Bombas de seforio

Las bombas de seforio causan daños enormes a las puertas enemigas y pueden encontrarse dentro de las fortalezas y cerca del taller; haz clic derecho sobre ellas para recogerlas. Para colocar una bomba de seforio en una puerta, sitúate al lado de la puerta y pulsa el botón que hayas asignado a la bomba de seforio. Las cargas tardan un poco en detonar, y expirarán si mueres antes de que exploten.

Objetivos

Los objetivos son una parte esencial de la Isla de la Conquista – Capturarlos le dará a vuestro bando beneficios importantes, tanto en lo relativo a vuestra puntuación de refuerzos como a la composición de vuestro ejército.

Para capturar un objetivo, haced clic en la bandera del centro del objetivo. Tras un breve periodo de tiempo, si no sufrís ninguna interrupción, veréis que la bandera pasa a tener los colores de vuestra facción, lo que indica vuestro control.

La refinería – Situada en el noroeste de la isla. Capturadla para obtener refuerzos más deprisa y aumentar el daño de vuestras máquinas de asedio.

La cantera - Situada en el sureste de la isla. Capturadla para obtener refuerzos más deprisa y aumentar el daño de vuestras máquinas de asedio.

Los muelles – Situados en el oeste de la isla. Capturadlos para obtener acceso a los vehículos lanzagujas y catapulta, y la posibilidad de volver a la vida en un cementerio cercano.

Taller – Situado en el centro del mapa. Capturadlo para obtener acceso a los vehículos demoledores y a la gigantesca máquina de asedio, además de a bombas de seforio y un cementerio cercano.

Hangar – Situado en el este de la isla. Capturadlo para requisar una nave aérea para un asalto directo contra la fortaleza del enemigo y tener el control de un cementerio cercano.

Vehículos y bombas – Los vehículos aparecen para vuestro bando cuando sus objetivos asociados se conservan durante un breve periodo de tiempo. Montad en los vehículos desocupados haciendo clic derecho sobre ellos.

Asedio

Lanzagujas (requiere muelles) – Dispara proyectiles de largo alcance a enemigos únicos, puertas o blancos múltiples con un devastador ataque con área de efecto.

Catapulta (requiere muelles) – Lanza a un pasajero por los aires, idealmente por encima de los muros de una fortaleza enemiga. Las catapultas también pueden posicionarse cuidadosamente con un repentino y sigiloso acelerón.

Demoledor (requiere taller) – Lanza rocas de largo alcance a los enemigos o sirve de ariete contra los blancos en combate cuerpo a cuerpo. Puede transportar a un conductor y dos pasajeros que pueden atacar desde la parte trasera del vehículo.

Máquina de asedio (requiere taller) – Bombardea las murallas de la fortaleza con un cañón de alta potencia o derriba a los enemigos en combate cuerpo a cuerpo con una ráfaga de vapor. Puede transportar a un conductor, un artillero y dos pasajeros que pueden atacar a los jugadores enemigos con torretas más pequeñas.

Nave (requiere hangar) – Vuela siguiendo un rumbo fijo hacia la fortaleza enemiga, con varios cañones que pueden utilizarse para infligir daños moderados a enemigos y murallas. La nave es inmune al daño y los jugadores que saltan de la nave caen en paracaídas hasta el campo de batalla (superando las murallas de la fortaleza).

Se ha producido un error al cargar los comentarios.